En Cirugía bucal

Desde nuestra clínica odontológica en Valencia queremos hablarte de cuáles son los cuidados posteriores a la extracción de una muela del juicio. Y es que, siendo un procedimiento razonablemente invasivo, conviene tener claras las medidas posteriores para una buena recuperación.

¿Qué cuidados hay que tener al quitar una muela del juicio?

responsabilidades paciente posterior a la extraccion de la muela del juicio

En IDIM somos expertos en cirugía bucal.

Quitar una muela del juicio es algo que puede llegar a ser un poco duro para nuestra boca. Por eso, tras la intervención, conviene seguir una serie de pautas y consejos que te ayudarán mucho en la recuperación, haciéndola más sencilla y evitando con ellos riesgos de todo tipo.

Lo primero que hay que tener claro es que las primeras 24 horas son fundamentales. En ellas, hay que acabar con el sangrado que se produce tras esta intervención. Lo normal es que el sangrado desaparezca tras unos minutos, aunque es normal sentir cierto sabor metálico durante los primeros días y la saliva puede tener un color rojizo.

Apretar una gasa estéril ayudará a controlar el sangrado en caso de que ya estando en casa el paciente note que la herida vuelve a sangrar. Se puede cambiar la casa cuando esté empapada. Con esta gasa se podrá comprobar fácilmente si continúa el sangrado o no. En el caso de que ese sangrado se prolongue más de 24 horas, habrá que acudir al dentista de nuevo para comprobar qué está pasando y cómo se puede solucionar ese sangrado que se prolonga demasiado en el tiempo.

Otra precaución que hay que tener es la de no dormir en posición totalmente horizontal. Apoyarse sobre almohadones o cojines al dormir en la primera noche tras la operación ayudará a acabar con el sangrado de una manera más rápida que si se duerme en una posición horizontal por completo.

También es conveniente no fumar durante las primeras 24 horas. En realidad, fumar no es bueno para la salud bucodental en ningún momento, pero especialmente tras una intervención como esta hay que desterrar este hábito, ya que aumenta los riesgos de infección y el dolor postoperatorio.

Es muy importante también tener mucho cuidado con la actividad física que se realiza en esas primeras horas. En general, puede provocar que el sangrado sea mayor o incluso que se reactive cuando ya había acabado, con lo que lo mejor es evitarla en los primeros días.

Habrá que tener un cuidado especial a la hora de cepillarse los dientes, ya que un cepillado demasiado agresivo a buen seguro hará sangrar de nuevo la zona, incluso puede llegar a dañar los puntos o provocar que se reabra la herida. Además, suele indicarse a los pacientes que se cepillen sin pasta de dientes durante el primer día, ya que escupir y enjuagarse también puede reactivar el sangrado. Por eso mismo los enjuagues bucales deben evitarse durante los primeros días tras la extracción de las muelas del juicio.

Además de todo lo anterior, se suelen recetar antibióticos para evitar infecciones y analgésicos-antiinflamatorios para disminuir el dolor y la inflamación y hacer más llevadero el postoperatorio para el paciente.

Como puedes ver, los cuidados posteriores a la extracción de una muela del juicio son fundamentales, porque es una intervención razonablemente complicada y que, si no se cuida, puede ocasionar problemas.

Tanto el dentista especializado en cirugía oral en Valencia como nuestro departamento de atención al paciente te asesorará y se preocupará en todo momento de explicar cuáles serán los cuidados posteriores a la extracción de la muela así como el seguimiento posterior tras la intervención.